25N
  • Documentos

    CCOO exige la exculpación de un año de prisión para un padre de un alumno del CEIP Montelindo

      El padre se enfrenta a una posible pena de un año de prisión por defender la continuidad del proyecto educativo en el que estudia su hijo. CCOO denuncia el injusto procedimiento de selección de las direcciones de los centros, que favorece a los candidatos afines a la Consejería de Educación.

      23/02/2020.
      Unidos somos más fuertes

      Unidos somos más fuertes

      CCOO, que ha participado en la movilización que ha generado esta injusta denuncia, manifiesta que el padre del alumno del CEIP Montelindo, que defendía la continuidad del proyecto educativo del centro aprobado por el consejo escolar, fue elegido y denunciado arbitrariamente, cuando ni siquiera se le pidió que se identificara.

      Los hechos tuvieron lugar en Bustarviejo, municipio de la sierra norte de Madrid, durante el curso escolar 2015-2016, momento en el que las direcciones de los centros educativos comenzaron a ser cuestionadas por el gobierno de la Comunidad de Madrid. CCOO se manifestó junto con toda la comunidad educativa de la localidad en contra de un director impuesto por la Dirección de área territorial norte.

      Llevamos tiempo denunciando que este proceder no se trata de un hecho aislado, ya que los cambios de dirección propiciados por la Consejería de Educación en los centros públicos han provocado las protestas de claustros y comunidades escolares.

      La comisión de selección de directores, diseñada por la Consejería de Educación, está integrada por tres representantes nombrados directamente por la administración y dos nombrados por la comunidad escolar del centro. Este desequilibrio permite a la Administración descartar a cualquier candidato que le resulte incómodo. Llevamos largo tiempo denunciando la baja calidad democrática de este proceso, cuyo resultado viene condicionado por la afinidad o la antipatía que el candidato despierte en la Administración.

      Desde esta federación de enseñanza consideramos que con este procedimiento la Comunidad de Madrid acalla a muchas direcciones de centros que, pese a sufrir recortes presupuestarios y de plantillas, deben someterse a la Administración para no ser destituidas. “Gracias” a este injusto proceso selectivo, si los equipos directivos se enfrentan a la Administración, la Consejería siempre puede encontrar un candidato más “adecuado”.

      CCOO considera que este proceso de selección de directores supone un grave ataque a la calidad educativa y anuncia que seguirá luchando por la exculpación del padre del alumno del CEIP Montelindo.

      Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.